Para dejar de ir como un robot por la vida y empezar a disfrutar sólo necesitas una cosa: DESCANSAR​

Descubre cómo desconectar de la vorágine del día a día a través de la costura.

Si has llegado hasta aquí, te necesitas. No te dejes sola.

A ver si adivino...

Hace tiempo que te gustaría aprender a coser, no sabes muy bien por qué, pero te apetece.

El problema es que no tienes la menor idea de por donde empezar.

Sin duda quieres probar… esto de crear con tus manos, toquetear telas o vestirte con algo hecho por ti, te hace tilín pero…

¿De dónde podrías sacar tiempo?

Ya lo has intentado alguna vez y te encontraste tantos problemas que más que desconectar, te generó aún más estrés.

En los vídeos parece todo tan fácil…

No te imaginas lo que puede cambiar tu vida cuando encuentras una pasión

Y por pasión me refiero a eso que te absorbe las horas, que cuando levantas la cabeza no sabes cuánto tiempo ha pasado ni la última vez que te levantaste a hacer pis.

Una pasión es eso que te ilusiona cada mañana, que todo el tiempo que le dedicas te parece poco y piensas que necesitas tres vidas para profundizar todo lo que te gustaría…

Querida, si tu pasión AÚN NO es coser, tengo un mensaje para ti:

¡Estás a tiempo! Huye antes de que te absorba 🙂

Pero si no me vas a hacer ni caso y sigues adelante, voy a contarte lo que te vas a encontrar por aquí.

Esto es lo que te espera cuando te decidas aprender a coser:

  • Una pandilla de mujeres increíbles con las que disfrutar de momentos estupendos.

  • Descubrirás el poder ilimitado de tus manos y lo que eres capaz de hacer casi desde el principio.

  • Asistirás a la explosión de tu propia creatividad… sí, esa que crees que no tienes.

Aprender a coser a máquina

Sí, ya sé. Lo has intentado otras veces antes...

Y voy a contarte por qué ahora es distinto​

Deseas aprender a coser pero no puedes apuntarte a unas clases… no tienes dos horas fijas a la semana para ir a un sitio. Has pensado hacer en casa algunas cosas que vas buscando en internet… pero que va… al final lo dejas…

Claro, la idea de coser en casa mola pero… ¿qué pasa cuándo te atascas? y no sólo eso, ¿con quién compartes tus avances y las maravillas que vas haciendo? Definitivamente, coser sola no es lo mismo. De hecho, lo más fácil es que dejes de hacerlo… si es que consigues empezar.

Quédate por aquí y muy pronto sabrás exactamente lo que tienes que hacer. Sólo te digo una cosa…

Yo sólo sé como se empieza… ni idea de cómo parar.

Puedo hacer que saques tu máquina de coser de su escondite y descubras todo lo que eres capaz de hacer

¿Y cómo lo sé?

Verás… hace 2 años abrí mi tienda on-line de complementos y textiles artesanos, que yo misma diseñaba y fabricaba y ¿sabes cuál era la frase que más he escuchado en ese tiempo?

«Isa, es precioso todo lo que haces, no sabes lo que me gustaría empezar a coser… tengo la máquina muerta de pena en un rincón»

Y así comenzó esta nueva aventura y desde entonces me dedico a contagiar mi pasión por la costura a mujeres como tú, que paseas la máquina de un lado a otro y no encuentras el momento de ponerte. Y si un día lo consigues, te encuentras tantos problemas que al final abandonas…

Y eso sí que no, si abandonas que sea por otra cosa, no por estar sola ante el peligro.

Ya he ayudado a más de 2.000 mujeres a encontrar CALMA a través de la costura y sé que puedo ayudarte a ti también.

Soy Isa y dicen de mí que transmito como nadie aquello que me apasiona

Disfrutar de la vida a traves de la costura

Mi propósito es que todas las mujeres nos reconozcamos merecedoras de descanso y bienestar y así empecemos a dedicarnos tiempo "improductivo" sin culpa y desde el placer.

Y la costura es una herramienta fantástica para conseguirlo 🙂

Cosemos juntas

La clave, para mí, son dos palabras: FLEXIBILIDAD y COMPAÑÍA.

Porque si estás sola es muy probable que abandones.

FLEXIBILIDAD para organizarte tu tiempo, dedicar más o menos horas según tu disponibilidad ¡y también tus ganas!

Pero, no nos vamos a engañar… esto a veces es una excusa y al final no te pones nunca. El resultado suele ser el abandono y la frustración.

Y aquí entra en juego la COMPAÑÍA… estar en un grupo que te motiva, tener apoyo cuando te encuentras problemas, compartir tus éxitos…

¿a que esto cambia totalmente el panorama?

¿Quieres aprender a coser y hacerlo entre amigas?

¡Pues claro que quieres! Ya puedo ver esos dedillos agitándose inquietos.

La comunidad Morucha crece día a día, ya he perdido la cuenta de los proyectos que hemos compartido juntas… ¡y lo que nos queda!

La costura creativa no cansa porque es infinita, siempre hay caminos por explorar, telas que conocer, rincones que decorar… ¡y muchos regalos por hacer!

¿Y qué me dices de la ilusión de estrenar o regalar prendas hechas por ti?

Coser entre amigas

Ellas ya son parte de Morucha Cucamona

En mi blog encontrarás inspiración y herramientas para tu vida costuril

La aventura continúa en el Club de Costura

Porque si ya te manejas con tu máquina de coser, sabrás que se presentan nuevos retos y sola es muy difícil abordarlos.

En el Club de Costura 100% on-line somos más de 250 mujeres disfrutando de coser por placer.

Un proyecto nuevo cada 15 días, soporte para resolver tus dudas, una comunidad deseando ver tus creaciones… ¿te vienes?

Descubre cómo la costura puede hacerte recuperar la ilusión por levantarte cada día

¿En serio? Y tan en serio.

Elevar tu autoestima por las nubes, cargarte las pilas para afrontar todo eso que te desgasta a lo largo del día, desconectar… ¿hace cuánto no haces algo sólo por el placer de hacerlo?

Aprende a coser desde cero disfrutando